Fake it until you make it?

Durante mucho tiempo quizá habrás escuchado esta frase que traducida al español sería algo como “finge que eres hasta que lo seas” y quizá tenga algo de razón pero vayamos más allá y descubramos porque no es tan recomendable siempre estar fingiendo. Es buena una dosis de confianza para saberte digno de enfrentar cualquier reto de la vida pero si esta confianza es mayor que tu talento real entonces te puedes estar metiendo en más problemas de los que ya tenías. Una confianza en extremo te puede hacer vulnerable ya que piensas que las puedes todas y esto no es verdad, digo no por el hecho de creerte un experto en artes marciales no vas a ser verdad? Confía en ti pero siempre debes de saber cuales son tus debilidades y cuales son tus limites de conocimiento, fuerza, dinero y demás.

Algo es más que obvio y con eso me refiero a que ser “tu mismo” como tu madre o todas las chicas a las que les pides consejos para poder ligar te dicen es un pésimo consejo, ya que te esta limitando en todos los aspectos y te deja en el mismo lugar en el cual iniciaste, esta bien conocerse y amarse por quien es uno pero eso no es razón suficiente para no ir por más en esta vida, por mayores retos, por más dinero, por más viajes, por más éxito por más….bueno ya me entendiste. Debes de amarte y respetarte pero eso no es una excusa valida para no mejorarse y tratar de cambiar patrones erróneos del pasado, es como esa persona obesa que se dice amar a si misma disfrazando su incapacidad de compromiso para bajar de peso con el argumento de la aceptación y no solo lo debería hacer por estética sino por salud.

Yo algún tiempo en mi vida, tuve que blofear (acción usada en el poker para despistar o impresionar a  tu contrincante) con que tenía “esto o aquello” y la realidad es que no tenía ni madres, si acaso tenía un par de miles en el banco pero siempre me comportaba como si ya fuera un millonario, y eso claro que me ayudo, ya que interiorice tanto ese pensamiento que tarde o temprano tenía que manifestarse en el mundo material, y me lo creía tanto que la gente a mi alrededor comenzó a tratarme de un modo diferente ya que ellos también lo creían ahora. Como puedes ver en este caso el famoso “fake it until you make it” me ayudó y pude mejorar mi imagen y atraje todo aquello que yo tanto presumía de tener aunque en ese entonces no era así. Pero no siempre puedes decir que eres, hay veces que tienes que demostrarlo para no dejar espacio a ninguna duda y que todo lo que has dicho pueda mantenerse intacto así como tu reputación, quizá puedas adornar una que otra de tus aventuras o “mejorar” tu currículum para poder conseguir ese puesto que quieres pero tarde o temprano la verdad te encontrara y es ahí donde se verá si es cierto que eres tan diestro como presumías o si solo la lengua era la que te estaba respaldando.

Pero que pasa con todas las personas que siempre y en todo momento están fingiendo ser algo que no son, en ese caso además de que esas personas tienen un problema psicológico, solo dañan su imagen y alejan a las personas de sus vidas ya que es posible mantener un mentira por algún período de tiempo pero es indiscutible que una mentira se pueda sostener por siempre, es imposible, tarde o temprano la verdad queda a la luz y no deja más que un amargo sabor de boca y los daños a la autoestima de esta persona podrías ser fatales ya que al bajarse de su nube y ver lo que en realidad son quizá no les guste y terminen cometiendo alguna barbarie. No puedes fingir el talento, el dinero, la belleza, el compromiso ni la disciplina por eso es mejor siempre actuar de forma honesta con las demás personas, pero a tu inconsciente si le puedes repetir una y mil veces que eres el mejor o que eres el más galán esto te ayudará a confiar en ti.

Es bueno confiar en uno mismo y saberse o sentirse completamente capaces de hacer o conseguir cualquier cosa o logro, pero también debes de tener los pies en la tierra, debes de dar pasos pequeños o como les digo a mis amigos “no importa si haces castillos en el aire mientras le pongas sólidos cimientos”, porque allá afuera hay muchas personas que no solo son buenas, son excelentes en lo que hacen y puede ser que un día de mala suerte te llegues a encontrar con uno de ellos y todas tus mentiras queden al descubierto.

Lo mismo pasa cuando un hombre quiere enamorar a una chica y al principio todo marcha viento en popa pero al pasar de las citas ella se va dando cuenta de que ese hombre que conoció no es ni “tan bravo, ni tan inteligente, ni tan astuto como él aseguraba serlo” y termina la relación porque el hombre nunca fue sincero con su pareja y ahora al ver la cruda realidad lo único que queda son decepciones y arrepentimientos. Puedes fingir ser un hombre encantador y con una personalidad increíble pero tarde o temprano los miedos e inseguridades aparecerán por eso es mejor siempre ser honesto con tus emociones y más aún cuando de relaciones serias se trata.

Mi consejo sería; puedes hacerte una imagen mental de ti mismo consiguiendo todo lo que siempre has querido para interiorizar y empezar a adoptar la forma de lo que quieres llegar a ser pero también siempre trabajando en las fallas que sabes que tienes, y recuerda que aquel peleador que pelea en territorio ajeno y peor aún sin conocerse realmente, el día que tenga que pelear con todo no sabrá que hacer. Finge que eres pero jamás dejes de mejorarte.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s